27/5/09

Valkiria

Valkiria

Tenemos ante nosotros una correcta película de cine histórico que narra el intento de asesinato de Hitler para derrocar al régimen nazi e instaurar, tras un sutil golpe de estado, un nuevo gobierno que acabara con la guerra y con las atrocidades cometidas en los campos de concentración. Por una serie de circunstancias, el oficial Claus von Stauffenberg (Tom Cruise) encabezará a este gobierno en la sombra en su insistente intento por asesinar al Führer.

El problema que encuentro en Valkiria es su falta total de tensión, la trama no provoca el suspense necesario y la acción presentada no es más que un intento fallido por mantener el ritmo de la cinta. Cruise tampoco ayuda, no soy muy partidario de este extravagante actor y, aunque lo he intentado, no me creo su papel. Claus von Stauffenberg que debería ser el alma heroica de la película, queda reducido a un manco tuerto. No me trasmite nada su personaje, al igual que el resto, construidos de una forma plana y arquetípica.

Valkiria es un producto de manufactura fácil que usa el atractivo tema del nazismo para asegurarse una buena recaudación, por ello que no vemos nada novedoso, si el invento funciona mejor no tocar su estructura. La banda sonora tampoco me convence, hecho en falta una canción pegadiza que me invite a introducirme en la película. Lo mismo me ocurre con el papel de Halina Reijh –la mujer de Stauffenberg–, un personaje desaprovechado en su conjunto, la no historia de amor que vive con su marido es un añadido insustancial, no se ha trabajado lo suficiente en ahondar en esta historia, y lo peor de todo es que no es la única.

Aparte de los defectos propios del filme, Valkiria debe acarrear con otro no menos importante y es que, a pesar de todo, conocemos el final. En resumen, Valkiria contiene una historia de la que conocemos su final, una acción carente de tensión y unos personajes insustanciales; a cambio, ofrece un entretenimiento simple y menor, juzguen ustedes si vale la pena.

2 comentarios:

En efecto, una película correcta y fría. Para pasar un buen rato pero no para tirar cohetes.

Con comentarios así da gusto, me alegra saber que no soy el único con esta opinión. Saludos.

Publicar un comentario